DESTACADOS
Crónicas

Crónica: KNAEGT + Amphetamine Eaters + Biglift @ Rocksound Bar, Barcelona (28-12-14)

» Publicado el 31 ene por marggotj

El último domingo del año que acabamos hace pocas semanas tuve la suerte de ver a dos miembros de la banda mítica de punk Satanic Surfers, que están tan de moda ahora que han anunciado su vuelta a los escenarios en algunos festivales incluido el gallego Resurrection Fest. Hasta aquí nada era de otro mundo salvo por el hecho de que los dos músicos pisaban la ciudad junto al grupo de hardcore en el que militan ahora. Si a algo tan habitual le añadimos el hecho de que cantaran en sueco, el plan se tornaba algo original. Os preguntaréis, ¿cómo un grupo de estas características gira por España?…

…Pues bien, el buen ojo de la promotora B-Trade Tourbooking hizo posible que yo y otros valientes presenciásemos una puesta en escena en la que el ser humano dio rienda suelta a sus instintos más primitivos. Antes de entrar en los detalles del concierto de KNAEGT cabe señalar que el cartel de esa noche en la sala Rocksound contaba con dos teloneros autóctonos que practicaban estilos que distaban bastante del hardcore, algo que hacía más interesante el evento, sobretodo para aquellos a los que nos gusta la variedad.

Los primeros en calentar el ambiente fueron Biglift, que cuentan entre sus filas con el batería de los recién desaparecidos The Destroyed Room. Apenas pude ver su último tema, puesto que estaba recién llegada de la capital. Lo que pude escuchar me dejó buen sabor de boca gracias en parte a su sonido retro y compacto, una colisión de dulces melodías contra el bombo y una voz directa.

La frescura de los primeros dio paso al aroma añejo de Amphetamine Eaters, el combo ya era un viejo conocido dentro del punk rock local, de ahí que se congregaran algunos de sus seguidores que tanto les echaban de menos. Su vuelta viene con un disco nuevo bajo el brazo que se encuentra en pleno proceso de grabación y nos ofrecieron una pequeña muestra de su estilo actual, algo alejado del melódico de antaño pero que tuvo una buena acogida a juzgar por la reacción de los asistentes.

Rozando una hora algo prohibida para los que madrugamos mucho, hacían su aparición los suecos y lo hacían arropados con algunos amigos que se encargaron de animar el cotarro para hacer de su directo una fiesta crusty y hardcore. Cuantas más veces acudo a conciertos de esta índole, más me acaban cansando las coreografías típicas pero lo cierto es que esa noche agradecí mucho la intervención de los espontáneos nórdicos, ya que tratándose de un repertorio en lengua sueca, sólo podías atender a las acrobacias que realizaba su imparable vocalista, que estuvo soberbio tanto a la hora de empuñar su micro, como cuando corría a ambos lados del suelo e incluso cuando nos pegó un susto al verlo colgado de una de las columnas que sostienen el techo de la sala para acto seguido pegar un salto. Su gran actitud contrastaba con la calma que se tomaba uno de los Satanic en el momento de tocar su instrumento antes y después de haber sufrido un contratiempo con el mismo.

A pesar de anécdotas innecesarias como esa, el grupo en su conjunto, nos ganó minuto a minuto hasta la media noche. Ni el madrugón que me pegué el lunes siguiente ni el frío de Diciembre hicieron que me arrepintiera de haber puesto el broche de oro a la temporada de bolos 2014 al más puro estilo hardcore.

 TextoMaría José Rodriguez

Comentarios desactivados

Acciones:

Síguenos!

Camisetas Ctrl Rock mag

 

© 2012 Ctrl Rock Mag. Todos los derechos reservados.

Diseño por BreakingAway Designs